¡Envío gratis a partir de 175€!

Bizcocho de harina integral y avena y manzana

Este bizcocho de harina integral y avena y manzana Los dulces son una de las cosas que más echamos de menos cuando seguimos una dieta para adelgazar. Estos deliciosos caprichos pueden ser una bomba de azúcares y grasas que dé al traste con todo nuestro esfuerzo para perder peso. Sin embargo, hoy vamos a proponerte una receta deliciosa y apta para tu dieta. Se trata de un bizcocho integral con avena y manzana. Está riquísimo y te aportará mucha fibra y no demasiadas calorías.

Ingredientes

Los ingredientes necesarios para preparar este delicioso bizcocho de harina integral y avena y manzana son muy fáciles de encontrar:

Preparación

Para preparar este delicioso bizcocho de harina integral y avena y manzana comenzamos batiendo en un bol los huevos y ve añadiendo el yogur natural, la harina integral, los copos de avena y la canela mientras bates todo constantemente.

Para continuar con la receta del bizcocho de harina integral y avena y manzana, añadimos la ralladura de la piel del limón y la manzana cortada en trocitos pequeños y con piel. Por último, ponemos el sobre de levadura y batimos todo de nuevo hasta obtener una mezcla homogénea. Ponemos la mezcla en un molde con papel para hornear.

Precalentamos el horno y hornea el bizcocho de harina integral y avena y manzana durante 45 minutos a 180 grados. Pasado este tiempo pínchalo con un palillo y si éste sale limpio el bizcocho estará terminado. Si no, déjalo unos minutos más.

Los dulces son una de las cosas que más echamos de menos cuando seguimos una dieta para adelgazar. Estos deliciosos caprichos pueden ser una bomba de azúcares y grasas que dé al traste con todo nuestro esfuerzo para perder peso. Sin embargo, hoy vamos a proponerte una receta deliciosa y apta para tu dieta. Se trata de un bizcocho integral con avena y manzana. Está riquísimo y te aportará mucha fibra y no demasiadas calorías.

manzana

Recuerda que la manzana es una de las frutas que no suelen faltar en cualquier régimen de adelgazamiento. Además, es conveniente tomarla con piel, ya que su cáscara también tiene beneficios para perder peso.

Es una fruta muy diurética, baja en calorías pero rica en fibra y aminoácidos. Su piel contiene ácido ursólico que nos ayuda a controlar el peso. Además, es muy saciante y retarda la absorción de las grasas en nuestro organismo.

Canela, la especia que te ayuda a quemar grasas.

La canela es una especia que, además de estar deliciosa, nos ayuda a adelgazar. Tiene propiedades termogénicas que facilitan el trabajo de nuestro metabolismo para quemar calorías incluso mientras estamos en reposo. Además es saciante.

bizcocho de harina integral y avena y manzana

La fibra dietética, que se encuentra principalmente en frutas, verduras, granos enteros y legumbres, es probablemente más conocida por su capacidad de prevenir o aliviar el estreñimiento. Pero los alimentos que contienen fibra también pueden brindar otros beneficios para la salud, como ayudar a mantener un peso saludable y reducir el riesgo de sufrir diabetes, enfermedades cardíacas y algunos tipos de cáncer.

Seleccionar alimentos sabrosos que proporcionen fibra no es difícil. Averigua cuánta fibra dietética necesitas, los alimentos que la contienen y cómo agregarla a las comidas y los refrigerios.

¿Qué es la fibra alimentaria?

La fibra dietética, también conocida como fibra alimentaria o alimenticia, incluye las partes de los alimentos vegetales que el cuerpo no puede digerir o absorber. A diferencia de otros componentes de los alimentos, como las grasas, las proteínas o los carbohidratos, que el cuerpo descompone y absorbe, la fibra no es digerida por el cuerpo. En cambio, pasa relativamente intacta a través del estómago, el intestino delgado y el colon, y sale del cuerpo.

La fibra se clasifica comúnmente como soluble, que se disuelve en agua, o insoluble, que no se disuelve.

  • Fibra soluble. Este tipo de fibra se disuelve en agua para formar un material gelatinoso. Puede ayudar a reducir los niveles de colesterol y glucosa en la sangre. La fibra soluble se encuentra en la avena, los guisantes, los frijoles, las manzanas, los cítricos, las zanahorias, la cebada y el psilio.
  • Fibra insoluble. Este tipo de fibra promueve el movimiento del material a través del aparato digestivo y aumenta el volumen de las heces, por lo que puede ser de beneficio para aquellos que luchan contra el estreñimiento o la evacuación irregular. La harina de trigo integral, el salvado de trigo, los frutos secos, los frijoles y las verduras, como la coliflor, los frijoles verdes y las papas, son buenas fuentes de fibra insoluble.

La cantidad de fibra soluble e insoluble varía en los diferentes alimentos vegetales. Para recibir el mayor beneficio para la salud, come una amplia variedad de alimentos ricos en fibra.